Home»Inicio»Abren avenida pero esperan v.b. de Sedatu

Abren avenida pero esperan v.b. de Sedatu

0
Shares
Pinterest Google+

Por Antonella Ladino

Cuernavaca, Mor., 18 de octubre.-  A casi un mes del cierre de la avenida Morelos por el colapso de dos pisos que sufrió de la Torre Latinoamericana, durante el sismo del 19 de septiembre, fue reabierta a la circulación vehicular con restricción a vehículos de carga.

El 19 de septiembre el sismo de 7.1 grados provocó un derrumbe en la Casa Latino ubicada en calle Degollado esquina con Morelos, cuyos escombros mataron a un joven que esperaba el microbús, desde ese día se restringió el acceso vehicular y ocasionó un caos en las calles de la capital.

Días después hubo varias manifestaciones por comerciantes establecidos del Centro Histórico, quienes acusaron que sus ventas bajaron hasta un 90 por ciento y exigieron la reapertura.

De acuerdo a los comerciantes el dictamen estructural precisó que toda la avenida Morelos puede normalizar su circulación de sur a norte, como sus calles aledañas, excepto la calle Degollado, en el tramo comprendido entre avenida Morelos y Álvaro Obregón la cual deberá permanecer cerrada hasta que se hayan finalizado los trabajos.

El alcalde Cuauhtémoc Blanco Bravo, acompañado de autoridades del gobierno del estado y secretarios de su gabinete realizaron el acto oficial para la apertura vial.

Blanco dijo que la avenida será abierta porque el dictamen estructural refiere que no se puede colapsar el edificio aunque esperan el ‘visto bueno’ de la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu), con quien se reunirá en el transcurso del día.

El comandante de la Policía Vial de Cuernavaca, José Trinidad González Flores informó que la circulación vehicular, en avenida Morelos, quedó abierta de sur a norte pero no podrán circular vehículos pesados o de carga. El transporte público y vehículos particulares circularán de manera normal.

La calle Degollado queda abierta en el tramo de Morelos hacia Matamoros y No Reelección, pero permanece cerrada a la altura de Álvaro Obregón con dirección a Avenida Morelos, donde se encuentra la Torre Latino porque hay trabajos pesados que realizarán en esa zona los cuales podrían tardar más de un mes.

El tramo que comprende la calle Güemes Celis, que baja del Calvario hacia la fuente Porfirio Díaz también seguirá cerrada.

Previous post

Vinculan a jóvenes por narcomenudeo

Next post

Al Pochotal lo envuelve la zozobra tras el sismo