Home»Coronavirus»“Dios se lleva a las mejores personas”, dicen familiares al recibir las cenizas de sus seres queridos muertos en USA por Covid-19

“Dios se lleva a las mejores personas”, dicen familiares al recibir las cenizas de sus seres queridos muertos en USA por Covid-19

0
Shares
Pinterest Google+

Redacción SL

Cuernavaca, Mor., 15 de julio.- “Dios se lleva a las mejores personas”, dice Heriberto Zamora cuyo llanto intenta reprimir al recordar a su hijo, que llevó el mismo nombre, muerto en Estados Unidos por efecto del Covid-19.

Hoy Heriberto vistió elegante porque al fin, después de tantos años, se reencontraría con su hijo pero solo pudo abrazar sus cenizas depositadas en una urna forrada con un papel gris y blanco, y sobre ella fue colocada una rosa blanca.

Cerca de las 10:00 horas él y otras 15 familias con rostros cubiertos por la tristeza de perder a un ser querido, salieron del Palacio de Gobierno de Morelos con las cenizas de sus familiares que años atrás emigraron en busca del sueño americano.

Heriberto Zamora Amores vivía desde hace 13 años en la ciudad de Nueva York y tenía pensado regresar a su tierra en abril pasado, pero se le complicó por la pandemia. Sin embargo, mantenía contacto con su familia por medio de llamadas telefónicas.

Su padre contó que el día que enfermó del coronavirus no dijo mucho para no preocupar a su madre porque andaba enferma, pero los síntomas eran tan intensos que se vio obligado a acudir a un hospital y después no supieron más de él, hasta el día de su muerte. Sus cenizas serán depositadas en el panteón del municipio de Jiutepec.

“Yo creo que todo tiene principio y fin, y fue así porque Dios lo quiso, él se lleva a las mejores personas”, dice Heriberto con un dejo de resignación que busca el cobijo divino.

 

Le gustaba cantar

En Axochiapan, oriente del estado, tienen abiertas las puertas del panteón municipal para recibir las cenizas de Nazario Acevedo Carrillo, recordado por sus familiares como un hombre trabajador y alegre, que gustaba cantar.

Su hijo, Dante Acevedo Hernández recibió y lloró las cenizas de su padre. La última vez que se comunicaron fue el 14 de abril de este año, y ese día platicaron sobre su regreso a Morelos pero se atravesó la contingencia sanitaria y sus planes se interrumpieron.

Aquel día Dante vio contento a su progenitor y le expresó su felicidad de tenerlo de vuelta luego de no verlo desde 1992.

Pero el 15 de abril su padre acudió a un hospital porque empezó con dolor de muela y por ese síntoma le realizaron la prueba del Covid-19 con el resultado negativo, pero dos días después fue internado y falleció por complicaciones ya que padecía diabetes.

En Estados Unidos trabajaba en una tienda de abarrotes y desde 1985 solo tuvo oportunidad de regresar a México en tres ocasiones, la última fue en 1992.

Previous post

Llega convoy, Unidos por la Nueva Normalidad y la Salud de Morelos a colonias de Zacatepec

Next post

Hay riesgo de regresar a semáforo rojo por alta movilidad: Cantú Cuevas