Cuernavaca, Mor., 17 de agosto.- “La autoridad no va aventarse un compromiso que es impagable porque el día de mañana el propio organismo no podrá pagar lo que se firmó en este momento”, afirmó el alcalde de Cuernavaca, Antonio Villalobos Adán en referencia al adeudo millonario que tiene el Sapac con la CFE y lo cual ha dejado a miles de familias sin el servicio de agua potable en sus hogares.

El edil capitalino confirmó que no han podido alcanzar un acuerdo con directivos de la Comisión Federal de Electricidad (CFE) para abonar a la deuda que asciende a 260 millones de pesos por lo que la CFE cortó la energía eléctrica a 13 pozos de agua, lo cual afecta a unas 200 colonias en Cuernavaca.

Villalobos insistió que se trata de un adeudo heredado en anteriores administraciones por lo que mantienen las mesas de trabajo con integrantes de la Junta de Gobierno del Sapac para elaborar y presentar un convenio de pago que sea viable para el organismo descentralizado.

En cuanto a las manifestaciones de ciudadanos que exigen se restablezca el servicio de agua dijo que sus protestas no abonan, ni presionan y no porque se manifiesten los números de la deuda van a cambiar.

Desde la semana pasada los vecinos de varias colonias han bloqueado diferentes vialidades por la falta de agua. Alrededor de las 15:30 horas de este día los vecinos de la colonia San Cristóbal bloquearon la avenida Domingo Diez, norte de Cuernavaca, porque aseguran que llevan más de una semana sin agua en sus hogares.

En la colonia Antonio Barona los vecinos se han organizado para para resguardar el pozo tres y evitar que la CFE baje las cuchillas.

Por