Foto: Tony Rivera/CiudadanosMx

Por Leticia Villaseñor

Cuernavaca, Mor., 3 de diciembre.- “No inventen capos, persigan delincuentes no a ciudadanos”, fue el reclamo que familiares y vecinos hicieron en la casa ejidal de la colonia Lázaro Cárdenas en apoyo de José Manuel Gaspar Olivares, a quien el comisionado estatal de Seguridad, Alberto Capella señaló como hijo de un presunto líder de un cartel.

El sábado una juez de Control decretó ilegal su detención por la proyección de un video de una de las casas aledañas a la de José Manuel donde se observa que su camioneta y otra más son escoltadas por dos camionetas blancas presuntamente del Grupo de Operaciones Especiales, alrededor de las 4:00 horas del jueves, lo que contradijo el informe policiaco de la detención a las 8:05 horas del mismo día, por lo que ordenó su liberación inmediata la cual se concretó durante la madrugada de este domingo.

El señalado dijo que su detención fue arbitraria ya que lo sacaron de su domicilio con lujo de violencia y no fue detenido en la vía pública como señaló el reporte policiaco. También desacreditó las acusaciones vertidas en su contra por el responsable de la seguridad en el estado de dedicarse a la venta de drogas y ser hijo de un líder criminal. Aseguró que la familia Gaspar fue fundadora de la colonia referida y llevan años en el lugar.

“Mi padre Crispín Gaspar siempre ha ayudado a la gente, a todos les consta, es una persona muy querida”, apuntó mientras los presentes aplaudieron y secundaron su dicho.

Íngrid Durán, esposa de José Manuel “Chema”, acusó el daño psicológico de una de sus hijas, a quien policías presuntamente encañonaron al interior de su propio domicilio la madrugada del pasado jueves.

“Quién va a pagar todos los daños que hicieron en nuestra casa, el maltrato hacia mis hijas, se robaron el dinero de la fiesta de la colonia, 120 mil pesos”, señaló al tiempo que expuso que el celular que presuntamente se llevaron los elementos está en funcionamiento ya que éste tiene activadas sus redes sociales que marcan su uso a pesar de que, dijo, ella no ingresó a éstas.

Rosalba Flores Gaspar, tía de “Chema”, secundó la acusación y aseguró que varios integrantes de la familia fueron amenazados por redes sociales para que no dieran declaraciones a la prensa sobre el presunto abuso policiaco.

La reunión fue organizada por Juan David Aparicio Sotelo, líder de la colonia Ampliación Lázaro Cárdenas y de la Lázaro Cárdenas. Durante la misma, a la que asistieron unas 300 personas, lamentó el proceder del gobierno estatal al avalar una serie de operativos en las que se presume abuso de autoridad por parte de los mismos, uno incluso, que acabó con la vida de cuatro mujeres adultas, una bebé y un adolescentes, todos realizados en la misma zona el pasado 30 de noviembre.

“Nos equivocamos al ponerlo como mandatario, no queremos un gobierno que espante a nuestras familias y que nos robe, por eso levantamos la voz en contra de sus abusos. Capella, no se invente delincuentes ni jefes de un cartel, tenemos toda la vida de conocer a la familia Gaspar, ahora resulta que tenemos al capo de capos en nuestra colonia y hasta ahora se dan cuenta”, ironizó.

El comisariado ejidal Gerardo Miranda, recalcó que el padre de “Chema”, Crispín Gaspar, ha donado un campo deportivo a la comunidad, una escuela, un panteón y un pozo deportivo, entre otros.

“No nos gustan las injusticias, nosotros damos fe de que tienen una forma de vivir honesta y pacífica, tienen sus parcelas desde hace años de ahí que se dediquen a la compra-venta de terrenos”, ahondó.

La gente reunida portó cartulinas con mensajes en contra del gobernador Graco Ramírez y Jesús Alberto Capella Ibarra, quien el pasado 30 de noviembre declaró sobre la detención de José Manuel luego de que presuntamente fue denunciado por intentar una venta de droga, además lo señaló como hijo de Crispín “N”, presunto líder del Cartel Jalisco Nueva Generación.

Los presentes exigieron a las autoridades una disculpa pública para el señalado y su familia así como la reparación de los daños.

Aspar Olivares adelantó que demandará al estado la reparación de los daños y pedirá el resultado de la investigación que ordenó la juez a la Fiscalía General del Estado en contra de los dos elementos policiacos por la presunción de alterar la puesta a disposición.

Por