Por Francisco Nieto, Carina García y Justino Miranda

Cuernavaca, Mor. 11 de noviembre.- El diputado federal del PAN Luis Miguel Ramírez advirtió que en el municipio de Emiliano Zapata, Morelos, se puede repetir el mismo escenario de Iguala, Guerrero, donde una “pareja imperial” tiene el control político y nexos con el crimen organizado.

Ayer, EL UNIVERSAL dio a conocer que la PGR investiga al presidente municipal de Emiliano Zapata, Eduardo Martínez Varela (PRD), por su presunta complicidad con el anterior alcalde, Alberto Figueroa Valladares, y su esposa Catalina Ríos Núñez, quienes son indagados por los presuntos delitos de enriquecimiento ilícito y vínculos con el narcotráfico.

Por ello, pidió a la autoridad federal y local hacer una investigación a fondo del matrimonio Figueroa Ríos, pues hay tiempo para evitar una tragedia como la parecida en Iguala, donde hay como protagonistas una pareja política como los Abarca Pineda.

“Hay varias similitudes con lo que sucedió con la familia imperial en Iguala; se parecen mucho porque hay una especie de mando atrás y por ellos veo que debe haber una investigación a fondo, para deslindar responsabilidades. Si la PGR está indagando esto, qué bueno”, comentó.

El legislador blanquiazul de Morelos, Luis Miguel Ramírez, dio a conocer que existen indicios que el ex alcalde y su mujer actúan muy parecidos a los Abarca Pineda.

Relató que cuando fue diputado local tuvo conocimiento de muchos señalamientos contra esa pareja, los cuales gestionó, pero con el paso del tiempo los mismos afectados pedían que no siguieran dichas acciones por el miedo de recibir represalias.

No a la impunidad. En tanto, la dirigencia nacional del PRD aseguró que no permitirá impunidad si se comprueban irregularidades al presidente municipal de Emiliano Zapata, Carlos Eduardo Martínez.

La secretaria de Difusión del PRD, Amalia García, sin embargo, no comprometió acciones de su partido con respecto a ese alcalde emanado de las filas perredistas, pues pidió que las investigaciones judiciales se apliquen a los gobiernos en lo general, “donde sea y en el ámbito que sea”.

García Medina aseguró que su partido no pide impunidad para nadie “y si existen indicios, la autoridad debe investigar y el PRD está demandando que se indague a todos los presidentes municipales, pero a todas las autoridades o a todos los representantes populares o empresarios… que esté con indicios de involucramiento con el crimen organizado, no sólo desde los partidos sino donde sea”.

La vocera perredista comunicó que los municipios son las entidades de gobierno más vulnerables frente al crimen, sea por amenazas o por compra, por lo que el PRD centrará sus propuestas de seguridad a ese nivel.

En Cuernavaca, el comité local del PRD pidió a Catalina Ríos y a su esposo Alberto Figueroa, transparentar sus bienes patrimoniales en afán de esclarecer el origen de su fortuna.

José Luis Correa Villanueva, dirigente perredista en Morelos, expuso que el PRD no será “tapadera” de ninguno de sus militantes siempre que las autoridades comprueben que existe vinculación con el crimen organizado.

Anunció que pedirán por escrito a la PGR esclarecer a fondo las indagatorias iniciadas desde 2013, a efectos de deslindar posibles responsabilidades.

La solicitud a la PGR, aclaró, es para evitar que por un lado haya señalamientos infundados, pero también, no sea omisa cuando haya elementos probatorios, como fue en el caso de María de los Ángeles Pineda Villa, esposa del alcalde de Iguala.

Por su parte, el coordinador del PRD en la Cámara de Diputados, Miguel Alonso Raya, aclaró que es necesario hacer un reajuste la procuración de justicia mexicana para que ayude identificar en el momento oportuno a los candidatos de los partidos políticos que pudieran tener nexos con el crimen organizado.

Con información de El Universal

Por

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El tiempo se ha agotado, debes dar refresh para cargar de nuevo