Por Oswald Alonso

CUERNAVACA, Mor., 24 de Septiembre.- El legislador Alfonso Miranda Gallegos, a quien le imputan vínculos con el crimen organizado, encaró al Fiscal General Rodrigo Dorantes, mientras comparecía este miércoles en el pleno del Congreso Local.

El legislador local del Partido del Trabajo, Miranda Gallegos, arropado por el resto de los 29 legisladores, le dijo al fiscal que tenía muchos problemas que atender. El primero, la institución se había convertido en una fábrica de delincuentes; actuaba como juez, era omiso, pero sobre todo, se quejó de ser maltratado como narcotraficante.

Le recordó que hace algunos meses un camión de su propiedad fue confiscado al igual que varias toneladas de fertilizante, con el argumento de que era remarcado y  llevaba droga en el camión. Aseguró que fue tratado como un criminal ya que, el fertilizante fue enviado a un laboratorio para establecer que no se tratara de droga (cocaína). “Aquí, no hay diputados ni diputadas delincuentes”, le recriminó al fiscal.

El legislador del PT, ha reconocido públicamente ser el tío de Santiago Mazari Miranda, líder de la organización criminal Los Rojos, en el estado de Morelos. También le imputan en una indagatoria de la PGR, su responsabilidad en la desaparición de sus adversarios políticos en el municipio de Amacuzac, municipio que gobernó en el trienio pasado.

Incluso, en un cuerpo decapitado dejaron un mensaje para el legislador. En un mensaje escrito en cartulina lo señalan como parte del crimen organizado. Acusación que ha negado.

El diputado del PRI, Isaac Pimentel Rivas, entró en su defensa al juzgar que ha sido humillado cuando acudió a responder por las acusaciones de tener entre sus propiedades un camión remarcado.

“Si es culpable, ejecútenlo; si el camión es robado, ejecútenlo”, sugirió irónicamente el priista al manifestó solidarizarse con su homólogo del PT, quien enfrenta un proceso de expulsión en su partido por las múltiples escándalos en los se ha visto involucrado.

Un informe del gobierno estatal, difundido a principios del año por la revista proceso, establece que Alfonso Miranda Gallegos, recibió financiamiento del cartel de los Beltrán Leyva, vía Edgar Valdez Villareal, alias “la Barbi”.Su sobrino, Santiago, conocido como “El Carrete”, fungió como enlace, dice el informe.

Por

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El tiempo se ha agotado, debes dar refresh para cargar de nuevo