Redacción SL

Cuernavaca, Mor., 26 de julio.- Como resultado de las pruebas aportadas por la Fiscalía Regional Oriente, a través de la Unidad de Atención Temprana y Control de Detenidos, un juez de control vinculó a proceso a dos hombres y una mujer imputados por el delito de secuestro agravado cometido en contra de cuatro personas de origen Guatemalteco.

Fue el pasado 23 de junio, cuando las cuatro víctimas; dos adultos y dos menores de edad, provenientes de Guatemala, quedaron de verse con el imputado de nombre Javier “N”, quien los llevaría a los Estados Unidos de Norteamérica, trasladándolos de manera inicial a un domicilio ubicado en el Municipio de Tepetlixpa en el Estado de México, en donde las mantuvieron privados de la libertad.

Con la colaboración de otros dos coautores, los mantuvieron en dicho domicilio en tanto contactaban con familiares en los Estados Unidos a quienes solicitaron el pago de un rescate a cambio de no atentar contra su vida, estando a cargo de la alimentación de las cuatro personas la imputada Guadalupe Irma “N”.

A inicios del mes de julio, recibieron depósitos bancarios en el Estado de Morelos y otras entidades federativas, mismos que cobraron otras personas relacionadas con el caso y fue el 5 de julio cuando las víctimas fueron sacadas del domicilio donde los tenían retenidos, una de las personas encargadas de cobrar los depósitos fue identificado como Telésforo “N”.

Los presuntos responsables les dan de beber un refresco con algún tipo de droga que hace perder el conocimiento a L.A.G.H. de 39 años y B.A.G.A. de 17 años de edad, a quienes trasladan a una zona boscosa en el área de Amecameca, Estado de México, en donde los dejan abandonados con una lesión a la altura del cuello producida por arma blanca, siendo localizados por las autoridades y trasladándolos para su atención médica a un centro hospitalario de la región.

En tanto, al adulto con iniciales R.A.G.H. de 37 años y C. I.G.O. de 10 años de edad, de igual forma les dan de  beber alguna sustancia y los trasladan al Municipio de Ocuituco y es el 6 de julio cuando son localizados sobre la Carretera Local Yecapixtla-Cruz de Lima a la altura del paraje conocido como Puente Negro, en donde el adulto se localizó sin vida y al menor en estado grave, ambos con lesiones a la altura del cuello por arma punzo-cortante, trasladando al menor de emergencia al Hospital del Niño y Adolescente en donde se recupera.

De acuerdo a las investigaciones, Javier “N” habría sido la persona que habría ocasionado las lesiones a nivel de cuello de los cuatro centroamericanos, y derivado de las condiciones climatológicas en el Estado de México, las primeras víctimas lograron sobrevivir al no desangrarse.

Por