Noé y Federico contrarrestan acusaciones

Por Leticia Villaseñor

Cuernavaca, Mor., 18 de Sep.- El ex edil de Amacuzac, Noé Reynoso Nava, declaró que abandonó el estado por motivos de seguridad, luego de un presunto atentado: en tanto, el hermano de Joan Sebastian, Federico Figueroa, tramitó un amparo para evitar detenciones. Ambos han sido recientemente vinculados a la delincuencia organizada a través de “narcomantas”.

A ambos personajes se les relaciona por esta vía con la organización delictiva “Guerreros Unidos” (GU) e incluso de saber el paradero de los normalistas desaparecidos en Ayotzinapa, Guerrero, el pasado 26 de septiembre.

“Es denigrante hacia mi persona… he sido el único alcalde que le ha hecho frente a la delincuencia”, declaró. Y agregó que si fuera delincuente, ya lo hubieran detenido.

El empresario Federico Figueroa tramitó un amparo para evitar ser detenido por la autoridad federal.

El hermano del fallecido Joan Sebastian, acudió a las oficinas de la SEIDO para rechazar las acusaciones que se le imputan como presunto líder de GU y de estar vinculado con la desaparición de los normalistas.

Figueroa intentó presentarse ante la SEIDO para deslindarse de esos señalamientos, pero la captura de Gildardo López Astudillo, “El Gil”, involucrado presuntamente en la desaparición de los 43 jóvenes, cambió sus planes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El tiempo se ha agotado, debes dar refresh para cargar de nuevo